Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInShare on TumblrPin on PinterestEmail this to someone

Desde aquel exitoso proyecto de Ernesto Duchini y César Luis Menotti a fines de los sesenta a este presente plagado de errores y dificultades, las Selecciones juveniles argentina han vivido entre la gloria y la ignominia. En casi cuarenta años han logrado títulos mundiales y también han sufrido eliminaciones vergonzosas. Como una especie de círculo vicioso entre el trabajo profesional y la desidia absoluta, de la que hoy son víctima cientos de futbolistas argentinos.

La Sub-20 albiceleste tiene en sus vitrinas seis campeonatos del mundo y cinco Sudamericanos. En tanto, la Sub-17 nunca jugó la final mundial pero suma tres títulos sudamericanos. La mayoría de estas conquistas fueron entre 1995 y 2007, los años más exitosos de la historia. José Pekerman y Hugo Tocalli fueron las cabezas visibles de un ciclo en el que se privilegió la formación de profesionales mediante un trabajo colectivo que fue envidiado en el mundo entero. Además de jugar bien, los equipos argentinos eran ejemplo por fair play. Además, un enorme porcentaje de los futbolisas que se destacan en las juveniles, luego tenían su oportunidad en la mayor. Su éxito fue tan grande como el vacio que dejaron.

Argentina v Uruguay sub 20 2017En el Mundial sub 20 de Portugal 1991, el seleccionado que en ese momento era dirigido por Reinaldo Merlo protagonizó un escándalo en el partido ante el combinado local y fue descalificado del campeonato siguiente, que se disputó en Australia y que ganó Brasil. Fue lo más bajo que cayó el fútbol juvenil nacional. Durante la década del ochenta, Carlos Pachamé y Merlo lideraron proyectos con muchos más errores que virtudes. Algo similar a lo que sucede en la actualidad.

Está claro que el objetivo principal de las Selecciones juveniles no es ganar campeonatos sino formar futbolistas. Sin embargo, en Argentina los resultados y el buen trabajo de formación vinieron siempre juntos. Por eso, para ejemplificar el deficiente trabajo que se está realizando desde la salida de Tocalli en 2007, lo mejor es repasar cómo le fue a las Selecciones sub 20 y sub 17 en la última década.

Selección sub 20 2009 (Entrenador: Sergio Batista)
Sudamericano: Último puesto en el hexagonal final. Jugó nueve partidos, de los cuales solo ganó uno, empató seis y perdió dos. Por primera vez desde 1993, no clasificó a la Copa del Mundo de la categoría. De los 23 convocados, solo Eduardo Salvio, Federico Fernández y Emiliano Insúa tuvieron alguna experiencia en la Selección mayor.
Mundial: No clasificó.

Selección sub 17 2009 (Entrenador: José Luis Brown)
Sudamericano: Subcampeona. Venció a Venezuela, Chile y Uruguay en la primera fase y perdió la final por penales ante Brasil (este torneo se disputó con un sistema diferente al habitual). Sergio Araujo y Daniel Villalva fueron las figuras del equipo.
Mundial: Quedó eliminada en octavos de final frente a Colombia, tras vencer a Honduras y Alemania en la primera fase. Ninguno de los integrantes de aquel plantel fue citado para la Selección mayor y solo Damián Martínez, Nicolás Tagliafico, Lucas Kruspzky, Leandro González Pires y Ezequiel Cirigliano jugaron el Mundial sub 20 de 2011.

Selección sub 20 2011 (Entrenador: Walter Perazzo)
Sudamericano: Terminó en el tercer puesto y no pudo clasificar a los Juegos Olímpicos de Londres. Aunque derrotó al campeón Brasil, cayó frente a Ecuador y Colombia en el hexagonal final. Juan Manuel Iturbe y Facundo Ferreyra se destacaron como las figuras del equipo.
Mundial: Quedó eliminada en cuartos de final ante Portugal por penales. En el camino, derrotó a México, Corea del Norte y Egipto y empató contra Inglaterra. Roberto Pereyra y Erik Lamela fueron los únicos que luego tuvieron la oportunidad de vestir la camiseta del seleccionado mayor.

Selección sub 17 2011 (Entrenador: Oscar Garré)
Sudamericano: Finalizó en el tercer puesto. En el hexagonal final superó a Paraguay y Colombia y perdió contra Ecuador y el campeón Brasil. Federico Andrada fue el goleador del equipo y también integraron el plantel Lucas Ocampos y Leandro Paredes.
Mundial: En la primera fase perdió contra Francia y Japón, pero clasificó con lo justo gracias al triunfo sobre Jamaica. En octavos de final cayó por penales frente a Inglaterra. El plantel fue similar al del Sudamericano. Ninguno tuvo experiencia en la mayor aún y solo Agustín Allione participó del Sudamerican sub 20 2013.

Selección sub 20 2013 (Entrenador: Marcelo Trobbiani)
Sudamericano: Protagonizó uno de los más grandes fracasos de la historia del fútbol juvenil argentino. Organizó el campeonato y ni siquiera pudo superar la primera fase. Perdió contra Chile y Paraguay y empató con Bolivia. Así, llegó al último partido contra Colombia (ganó 3-2) ya eliminado. Matías Kranevitter es el único jugador de aquel plantel que jugó en la mayor. También integraban la lista Lisandro Magallán, Alan Ruiz, Ricardo Centurión, Manuel Lanzini, Juan Iturbe y Luciano Vietto.
Mundial: No clasificó.

Selección sub 17 2013 (Entrenador: Humberto Grondona)
Sudamericano: Fue campeón como local. Ganó cuatro de sus nueve partidos y se recuperó tras dos derrotas consecutivas en el comienzo. Sebastián Driussi fue el máximo goleador con cinco tantos y también se destacaron Augusto Batalla y Emanuel Mammana.
Mundial: Finalizó en el cuarto lugar, lo que representa la mejor actuación de una Selección Argentina en la etapa post Pekerman-Tocalli. Ganó su zona tras derrotar a Canadá y Austria y eliminó a Túnez y Costa de Marfil en octavos y cuartos de final. En semis, cayó 3-0 ante el campeón México y en el duelo por el tercer puesto perdió 4-1 contra Suecia. Con cuatro goles, Joaquin Ibañez fue el máximo artillero. Diez futbolistas del plantel estuvieron en el Sudamericano sub 20 2015.

Selección sub 20 2015 (Entrenador: Humberto Grondona)
Sudamericano: Fue campeón en Uruguay. Ganó siete de sus nueve partidos y también logró la clasificación para los Juegos Olímpicos de Rio 2016. Entre las victorias, se destacan el 2-0 sobre Brasil y el 2-1 ante Uruguay en el Centenario. Giovanni Simeone fue el máximo goleador del torneo con nueve goles y también se destacaron Emanuel Mammana, Cristian Espinoza y Ángel Correa, el único que ya jugó en la Selección mayor.
Mundial: Por primera vez desde Portugal 1991 y por segunda ocasión en la historia, no pasó la primera fase. Empató contra Panamá y Austria y perdió frente a Ghana. Al campeón del Sudamericano se sumaron Cristian Pavón y Adrián Cubas.

Selección sub 17 2015 (Entrenador: Miguel Ángel Lemme)
Sudamericano: Fue subcampeón en Paraguay. Ganó cuatro de sus nueve encuentros, entre los que se destaca el 1-0 sobre el campeón Brasil. Tomás Conechny fue la gran figura del equipo.
Mundial: Tiene el triste récord de ser la primera Selección Argentina en terminar última en una Copa del Mundo. Perdió sus tres partidos: 0-2 ante México, 0-4 con Alemania y 1-2 frente a Australia.

Selección sub 20 2017 (Claudio Úbeda)
Sudamericano: Finalizó en el cuarto lugar y clasificó al Mundial de forma agónica, gracias al empate de Brasil ante Colombia en la última fecha. Ganó tres de sus nueve partidos y tuvo dos de los cuatro goleadores del torneo: Marcelo Torres y Lautaro Martínez, ambos con cinco tantos.
Mundial: Por jugar.

Selección sub 17 2017 (Entrenador: Miguel Ángel Lemme)
Sudamericano: Por segunda vez en la historia, no logró superar la primera fase. Perdió contra Venezuela, Paraguay y Brasil y solo derrotó a Perú, el último clasificado del campeonato.
Mundial: No clasificó.

En suma, las Selecciones juveniles disputaron diez Sudamericanos, de los cuales ganaron dos. Por otro lado, no lograron superar la primera fase en otros dos y quedaron eliminados en el hexagonal final en uno. Además, jugaron seis Mundiales, con dos eliminaciones en la primera fase (un último puesto), dos en octavos de final, una en cuartos y una en semis.